Mujer con maleta, viajar sola por el mundo

Quizá estás deseando hacer la maleta para salir a descubrir destinos nuevos, pero no tienes en este momento a nadie con quien compartir tu viaje. ¡No importa! Te proponemos disfrutar de algunos destinos en España y en el extranjero. Porque viajar sola no es un impedimento. Viajar solos es una experiencia personal que te permite mayor libertad, una forma distinta de descubrir lugares en el mundo, desde otra perspectiva.

Ventajas de viajar sola

¡Fuera discusiones! Tú y solo tú vas a tomar todas las decisiones. Cómo viajar, dónde comer, tipo de alojamiento, sitios qué visitar, rutas del viaje, etc. No tendrás que ponerte de acuerdo con nadie.

Supera tus miedos. Hay que ser atrevida, valiente y qué mejor manera que salir de casa a conocer mundo. Elige lo que quieres, disfrutando de cada momento de tu viaje.

Conócete mejor a ti misma. Una prueba que puede ser muy gratificante a nivel personal. Porque viajando sola tú serás quien tome todas las decisiones en función de tus gustos o necesidades. Sólo tendrás qué pensar en ti misma y en tu capacidad de reacción ante situaciones que se te planteen durante el viaje.

Conocerás a más gente. Si viajas sola te empujará a conocer gente nueva. Es una excelente oportunidad de abrirte a las personas, mucho más que cuando vas acompañado.

Consejos si viajas sola

Mujer vijando sola con mochila, por el bosque

Si ya estás planificando tu salida, infórmate antes de las costumbres del destino donde quieres viajar.

Planifica bien tu viaje: asegúrate de cómo te vas a mover por el páis, medios de transporte, horarios, precios, alojamientos, etc.

La seguridad. Infórmate previamente si se trata de un país con revueltas políticas o sociales. Hay algunos que aparentemente son seguros, pero pueden llegar a ser en algunas zonas, críticos.

Intenta estar localizable. Si vas a viajar al extranjero, es conveniente llevar consigo un teléfono donde puedas tener cobertura y deja a tus familiares o amigos la dirección donde te vas a alojar. Es importante que sepan donde te encuentras cuando visites un país o una ciudad determinada.

Ubícate en la zona: Cuando estés instalada en un sitio, localiza lo primero los servicios de emergencias; centros médicos, hospital y los teléfonos locales que pudieras necesitar.

Destinos si viajas sola

Si es la primera vez que te planteas viajar sola, puedes empezar por hacerlo en España. Luego, si hablas el idioma, elige un destino europeo que esté a pocas horas en avión de casa. Las premisas que tienes que tener en cuenta son las siguientes:

Tiempo: Sin duda en primer lugar. En función de las vacaciones o tiempo libre del que dispongas, planificarás tu viaje.

Presupuesto. Haz una previsión de lo que te puede costar el destino, alojamiento y comidas en primer lugar. Hoy en día se puede consultar en internet las páginas web de casi cualquier lugar donde viene reflejado las características, con precios incluidos.

Ahí van algunas de nuestras sugerencias para viajar sola dentro y fuera de España.

Viajar sola por España

Mujer por un pueblo, haciendo el CAmino de SAntiago, España

Será mucho más fácil y te dará más seguridad, aunque solo sea por el idioma. Los españoles son abiertos, hospitalarios y les encanta la diversión. En España encontrarás un montón de ofertas turísticas y para todos los bolsillos. Playa, montaña, rutas como el camino de Santiago, conocer ciudades, turismo rural… ¡Elige el que más te interese!

Otra de las ventajas de viajar por España son sus buenas comunicaciones. Los trenes y autobuses interurbanos funcionan muy bien, al igual que la carreteras están bien señalizadas. Te será fácil moverte por toda la península. Y si optas por las islas, coge un avión, vuelan varias compañías aéreas hasta Canarias y Baleares.

Viajar sola por el extranjero

Europa

Turista hace fotos con su móvil a ciudad de Oporto en Portugal

Portugal: Empezar por el país vecino es una de las opciones más fáciles para comenzar tu andadura como turista single. Si buscas playas, viaja hasta el Algarve con sus espacios naturales o pueblos con encanto. Pero si prefieres turismo urbano, entonces Lisboa y Oporto son tus destinos.

Viena: Si te gusta la música y al arte, vuela hasta la capital austríaca y disfruta de sus conciertos o visita los palacios y jardines que en su día habitaron la emperatriz Sisí y Francisco José.

Ámsterdam: Un lugar perfecto para moverte en bicicleta, con gran ambiente juvenil y donde podrás conocer gente con facilidad. Es una ciudad segura y con alta calidad de vida.

Islandia: Sin duda es el país más seguro de Europa. Los islandeses, aunque puedan parecer algo cerrados, son amables con el turista. Si viajas sola, verás como rompiendo el hielo con ellos no te será nada difícil entablar conversación. Islandia ofrece al turista una gran oferta de actividades deportivas, como senderismo, rafting, pesca o rutas por glaciares. La única pega es el presupuesto, Islandia tiene un nivel de vida bastante alto, comparado con España, ¡tenlo en cuenta!

Mujer viajando sola, contempla paisaje Islandia

Londres: Ciudad multicultural, moderna, excéntrica inclusa donde es imposible aburrirse. Aquí todo el mundo pasa desapercibido, así que no te sentirás como un bicho raro si viajas sola. Una de las mayores ventajas de Londres es la cantidad de actividades culturales que puedes hacer gratis: la National Gallery, Bristish Museum, el Tate Modern o el Southbank Centre, entre otros. Además, podrás disfrutar de la vida callejera y, por supuesto, de las compras en tiendas y mercadillos típicos de la ciudad.

Irlanda: A menos de dos horas de España llegas a su capital, Dublín. Un país que enamora por sus extensos paisajes verdes y por la calidez y amabilidad de sus habitantes. Te aconsejamos que alquiles un coche para recorrer la isla, no olvides parar en: la Calzada de los Gigantes, los Acantilados de Moher, el Anillo de Kerry y entrar en los miles de pubs que hay repartidos por todos sus pueblos a escuchar música folk.

Asia

Mujer con mochila frente a una Pagoda, en Asia

Si te crees preparada para dar el salto desde Europa, Asia puede ser un buen lugar. La seguridad de sus países y la amabilidad de sus habitantes te harán sentirte como en casa. Estas son algunas de nuestras propuestas.

Indonesia: Destaca por su hospitalidad y es uno de nuestros destinos favoritos si viajas sola.

Japón: Si te atrae la cultura japonesa y no te da miedo el estrés de su vida diaria, viaja hasta Tokio, una de las ciudades más educadas y pacíficas que podrás encontrar. Además de la amabilidad de los japoneses, te será muy fácil moverte gracias a la eficacia de sus medios de transporte.

Tailandia: Es un destino muy bonito, seguro y barato. Además es un país que está my acostumbrao al turismo. Si tienes algún problema, siempre encontrarás a alguien dispuesto a ayudarte. Se puede recorrer muy fácil y tiene playas fantásticas.

Malasia: es un país muy tranquilo para una mujer que viaja sola. Los habitantes son muy amables y respetuosos.

América

Si eres decidida y aventurera, no lo dudes y cruza el Atlántico; ya sea al Norte, Centro o al Sur.

 

Mujer viaja sola, en Parque Nacional Banff de Canadá

Canadá: otro de los destinos seguros que debes apuntar en tu lista. Aquí la naturaleza se presenta en estado salvaje. Así que prepara tu maleta con ropa cómoda.

Nueva York: Esta impresionante ciudad llena de gente te hará olvidar que viajas sola. Procura planear bien tu visita, evita ciertas zonas y a ciertas horas del día. Con un poco de sentido común y cautela, podrás disfrutar de la Gran Manzana en solitario.

Mujer turista fotografiando glaciar de Perito Moreno en Argentina

Argentina: este país tan extenso y lleno de contrastes puedes ser un lugar para descubrir en solitario. Los argentinos se caracterizan por su hospitalidad, simpatía y por ser muy habladores. Prepara el viaje con tiempo para poder moverte por todo el país sin perder tiempo. No puedes dejar de ir al cono sur con sus espectaculares paisajes.

África

Mujer turista en Fort Skala du Port Essaouira, Marruecos

Marruecos: destino exótico, barato y muy cerca de España. Sólo tendrás que cuidar algo tu forma de vestir al ser un país musulmán, usa ropa amplia y evita escotes. No es que vaya a pasar nada malo, pero te sentirás más cómoda. Los marroquíes son amables e intentarán ayudarte siempre en lo posible.

Ya ves que viajar y disfrutar por el mundo no va necesariamente ligado a ir acompañado. Seguro que será una experiencia personal única que te llevará a repetir.